TODO LO QUE CAE POR SU PROPIO PESO

Miro el sofá colocado
frente al televisor, lo miro
como si nunca hubiera visto
nada parecido. Y quizá nunca

lo haya hecho. Me siento y pongo
una película. Un actor dice:
Voy a morir pronto. Nada
en mí se estremece.

Tal vez yo también vaya
a morir pronto. El otoño
se queja demasiado
en el florero. La lámpara

se derrite como un helado
cayendo a través de su luz,
formando un océano
inservible a mis pies.