SOBREVIVIR ES LO ÚNICO


Una mañana vio

leones hambrientos en la sombra
de un árbol. Y se asustó.
Y quiso que nevara.

Otra mañana se cruzó

con el niño que fue
en el pasillo del supermercado.
Y comprendió que estaba
en el lugar equivocado.
Y se sentó a mirar el río
alejarse de sí mismo.